Miércoles, 25 Diciembre 2019 20:49

El mundo tiene hambre, empieza a hacer regalos

24 Diciembre 2019

Como es costumbre en Amritapuri, la víspera de Navidad disfrutamos de toda una serie de ofrendas en forma de danzas, canciones y teatro que los hijos de Amma llegados de todas las partes del mundo para pasar sus vacaciones navideñas, pusieron en escena para Amma.

Las actuaciones de este año fueron un escaparate de toda la plétora de tradiciones culturales de las procedencias de los hijos de Amma, que demostraron una vez más, que el amor de Amma trasciende todas las fronteras como una lengua universal.

Las actuaciones comenzaron con una representación de sombras chinescas acerca del nacimiento de Jesús y la llegada de los tres reyes magos, quienes inmediatamente reconocieron en Jesús al rey divino.  Después se cantaron villancicos con hermosas armonías y melodías.

Publicado en INTERNACIONAL

25 Diciembre 2016, Amritapuri Ashram

–Extractos del mensaje de Navidad 2016 de Amma

Cuando la mayoría de la gente habla de la Navidad, hablan acerca de lo bien que lo han pasado en familia, de los deliciosos platos y dulces que han preparado, de los regalos que han recibido. Muy pocos hablan de las oraciones que han ofrecido, de sus prácticas espirituales, de los esfuerzos realizados para poner en acción las enseñanzas de Jesús. En verdad, esto debería constituir la auténtica celebración de la Navidad. Amma no dice que las otras celebraciones no sean necesarias, solo que la Navidad cobra su verdadero sentido cuando reflexionamos en la vida y enseñanzas de Jesús y cuando evaluamos nuestro progreso espiritual. El amor verdadero por el Señor se manifiesta cuando absorbemos estos ideales por los que apostamos, porque ellos nos ayudan a darnos cuenta de que el Reino de los Cielos está dentro de  nosotros y a transformar nuestras vidas en una ofrenda al servicio de la humanidad.

Ya se trate de Sri Krishna, Sri Rama o Jesucristo; todos ellos tuvieron que someterse a muchos retos en sus vidas. No obstante, ellos los afrontaron con valentía, sin desfallecer. Más aún, convirtieron cada obstáculo en un trampolín. Esa fue su grandeza.A través de sus vidas nos mostraron que si hacemos un esfuerzo sincero hacia un logro más alto, no hay fuerza en el mundo que pueda pararnos.  Incluso después de miles de años, sus vidas aún nos inspiran y nos llenan de fuerza.

Las fiestas como la Navidad nos crean la oportunidad para practicar el ideal de compartir y ser solidarios. Todas las bendiciones que hemos recibido en nuestra vida  no solo se deben a nuestros esfuerzos. Nuestro éxito también tiene que ver con la ayuda, oraciones y bendiciones recibidas de aquellos que nos aman. Estamos en deuda con ellos. Siempre deberíamos recordar que la Navidad es una buena oportunidad para expresar nuestra gratitud a estas personas. Según progresamos en nuestro camino espiritual, deberíamos recordar de vez en cuando nuestra gratitud a aquellos que nos ayudaron a lo largo de nuestro camino. Si hay personas que nos hayan causado pesar, debemos desarrollar la capacidad de perdonar y olvidar. Esa actitud es como el combustible que nos proyectará hacia adelante.
Publicado en INTERNACIONAL

Tienes que aceptar nuestras cookies para poder disfrutar de la mejor experiencia posible en este sitio Web. We use cookies to improve our website and your experience when using it. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive Module Information