FUTURO 2ª PARTE Destacado

SINTESIS SATSANG 01.10.2016

Esta es la segunda parte del satsang que compartí hace 4 años sobre el futuro, y lo que Amma nos dice acerca del futuro. 09.05.2020

FUTURO 2ª PARTE

*Amma no dice que no hay que planificar el futuro, hay que hacerlo, pero no planificar el futuro y quedarnos sin hacer nada.

*Hay que hacer esfuerzos al mismo tiempo que planificamos.

*Y una vez elaborado el plan no amarrarse al plan, sino que seguir paso a paso, ponerlo en práctica, y ver que circunstancias van ocurriendo.

*Valmiki el autor del épico Ramayana, era un ladrón de carreteras, que solía robar a la gente y hasta incluso matarla, pero se transformó totalmente después de su encuentro con los siete rishis (sabios). *Valmiki comenzó a hacer austeridades y finalmente llegó a ser un santo.

*Jesús aceptó a María Magdalena, y en consecuencia ella llegó a ser una gran devota y no pensó en su pasado. Ella utilizó el momento presente. Después de llegar a Jesús su vida fue totalmente transformada.

*Depende de como utilicemos el momento presente, será nuestro futuro.

*Hasta ahora hemos vivido en un mundo de placeres mundanos, pero no hay razón para sentirse mal y pensar que hemos desperdiciado nuestra vida.

*Utilizar el momento presente de una forma correcta.

*Historia: Había una vez un rey que dio una vuelta por su reinado. Un día vio un hombre talador de árboles, era muy flaco y sufrido. Le preguntó por la razón de su profesión, y le dijo que a pesar de trabajar muchísimo no sacaba suficientes ganancias para alimentar a su familia, él cortaba los árboles, los quemaba y luego vendía el carbón. El rey sintió mucha compasión hacia él, lo invitó que subiera a su carroza y lo llevó a un lugar muy bonito, y le dijo: el bosque que tienes ante ti, te pertenece, puedes hacer con este bosque lo que quieras. El talador se puso muy contento.

Después de un año el rey regresó por el lugar y vio al hombre en la misma situación. Cuando le preguntó que le había pasado, el hombre le contestó que había cortado los árboles, los había quemado y los había vendido como carbón.

El rey le dijo: que tonto eres. Te di un bosque de árboles de sándalo, cada árbol te hubiese podido dar una fortuna. Cuando el talador se dio cuenta de eso, se sintió todavía peor. El rey le preguntó: ¿cuántos árboles te quedan todavía? Un solo árbol le dijo el talador. Bien, vende este árbol, y con el dinero que saques podrás mantener a tu familia por el resto de tu vida, le dijo el rey.

*Así somos nosotros, perdemos el valor del presente corriendo detrás de los placeres mundanos.

*En cuanto a la profecía, es importante estar alerta y consciente en el presente.

*Si sabemos lo que va a pasar si viajamos a un determinado lugar, por ejemplo si nos dicen que por allí hay ladrones, o que la ruta es mala, pues evitaremos el camino y así nos salvaremos de los problemas.

*El desastre en realidad ya comenzó, lo vemos todos los días leyendo los diarios. Unos matan a otros, desastres naturales,...

*Pero oraciones de grandes grupos de gente como durante el Amritavarsham 50 ayudarán a disminuir la oscuridad.

*Por ejemplo la nave Skylab que iba a dejar la órbita y caer sobre la tierra. Hubo mucha gente que oró para que no cayera sobre la población, sino al mar, y así ocurrió. Cayó al mar.

*Las oraciones colectivas tienen mucho poder.

*Aunque es el individuo el que tiene que cambiar, porque la sociedad está compuesta de individuos.

*El ejemplo del pueblecito que vivía a oscuras, y con el ejemplo de un ciudadano que plantó una farola enfrente de su casa, le siguieron otros, y así se iluminó el pueblo en su totalidad. De esta manera disminuyó el crimen en el pueblo.

*Y todo ocurrió por la iniciativa de una sola persona, a quien otros siguieron.

RESUMEN

¿Qué será de mi futuro si no encuentro trabajo? Estoy consumiendo mis últimos ahorros.

Estoy enamorado/a de esta persona, pero no me hace ni caso, el futuro es sombrío para mí si no puedo vivir y compartir con él, con ella.

Tengo trabajo, necesito el dinero que me dan para vivir, pero no soporto a mi jefe. No veo ningún futuro en este empleo, pues este jefe lleva muchos años en la empresa.

¿Cuántas cosas hay en nuestras vidas que de no cambiar se nos presenta un futuro que no nos gusta para nada?

Pues bien esta inquietud por el futuro si vamos repasando las enseñanzas de Amma veremos que es una pérdida de energía y de tiempo.

La historia que nos cuenta Amma de aquel hombre que se tomaba un helado, y mientras se lo estaba tomando, pensaba en todo su pasado, y como le condicionaba el futuro, por lo que no se enteró ni del sabor ni del color del helado.

“Así es nuestra actitud, nos dice Amma, siempre le damos vueltas a las cosas, lo que nos provoca angustia por lo que nos va a pasar en el futuro”.

La pregunta que le hacen a Amma es sobre el futuro, pero en su respuesta de lo que más habla Amma es del presente, la pregunta del futuro, le da pie a indicarnos la relevancia del presente.

Estas son dos de las referencias de Amma al respecto:

“Vivir en el presente es lo más importante, porque el presente se convierte en futuro”.

“La manera como vivamos el presente determina nuestro futuro”.

El presente hay que vivirlo de manera dhármica, o sea adecuadamente, de esta manera nos forjamos un futuro halagüeño.

Y no el presente que vivía aquel niño que hacíamos referencia la semana pasada, del que su madre se fue a quejar a Amma, porque en el presente hacía lo que le gustaba, mirar la tele, y no hacía lo que le correspondía, estudiar, para aprobar los exámenes.

Por esto Amma le llamó y le dijo que su dharma, o lo que le correspondía en el presente era estudiar para poder aprobar en el futuro los exámenes.

Con la actitud que tenía el niño en el presente no nos labraremos un auspicioso futuro.

El presente que Amma nos pide es un presente con la alerta puesta a para hacer o dejar de hacer justo lo que nos corresponde en este momento.

Esta actitud es la que nos llevará al mejor de los futuros.

El mismo mensaje Amma nos lo transmite de muchas maneras para que lo podamos comprender, para que desde esta comprensión nos sea más fácil integrar primero y practicar después.

“Si hay un recipiente de agua salada y se le echa agua dulce, poco a poco perderá el sabor a salado”. Amma

¿Dónde está el agua salada?

Nosotros somos el recipiente de la salubridad; nuestras acciones erróneas del pasado son el agua salada.

¿Qué es el agua dulce?

Las buenas acciones, las acciones positivas en el presente son el agua dulce.

Y volvemos al mensaje de Amma:

“La mejor actitud, hacer esfuerzos y olvidar el pasado. Vivir el presente”.

No debemos de permitir que los errores del pasado nos mantengan inmovilizados, pues como dice Amma:

“Hay devotos que han cometido muchos errores en el pasado y no son capaces de hacer nada”.

“Pensar únicamente en el pasado no nos ayuda para nada, pues perdemos el entusiasmo, y no hacemos los esfuerzos adecuados, y así en el futuro también viviremos en oscuridad”.

Los errores del pasado sólo pueden estar presentes en nuestras vidas si nos ayudan a estar alerta, si nos ayudan a estar muy alerta para no volverlos a repetir.

La semana pasada le comentaba a una persona en el ashram: este error que has cometido y que puede ser grave, no te lo comento para que te sientas mal, o despertar el sentido de culpabilidad en ti, lo que intento es que tu conciencia se mantenga muy alerta para que puedas evitar nuevos errores en cualquier seva que hagas. El Maestro, Amma, lo perdona todo, pero al mismo tiempo nos pide mucha atención en todo lo que hagamos.

Amma nos dice que pasa si repetimos los errores:

“Si escribimos algo en un papel y lo borramos, y lo volvemos a escribir y lo volvemos a borrar, y continuamos escribiendo y borrando, al final el papel se rompe”.

“Debemos tener cuidado en no repetir los mismos errores, tenemos que estar alerta”.

Nosotros escribimos, la escritura son los errores, el Maestro perdona, o sea borra, y podemos continuar escribiendo, (cometiendo errores) El Maestro siempre perdona, siempre borra, pero nos dice que finalmente el papel se rompe.

¿Qué quiere esto decir?

Que el Maestro es pura compasión, y evidentemente perdona (borra) todos nuestros errores, pero por la ley del karma el papel se rompe, el papel es la vida, y la vida se nos va, se acaba a consecuencia de la repetición del error y pasamos a otro plano, lo dejamos aquí para la próxima vida.

Hay que estar muy atentos a lo que Dios nos pide, pues si no le damos por lo menos parte de lo que nos pide, podemos estar en un error, y la resistencia a entregar a Dios lo que nos está pidiendo, es una de las repeticiones de nuestros errores.

Es por esto que Amma nos pone el ejemplo de Valmiki, al que Dios le pidió a través de los siete sabios un cambio de vida, un cambio radical de vida, Valmiki escuchó la voz del Señor y pasó de bandolero a santo.

O el ejemplo de María Magdalena, quien vio transformada su vida con lo que Jesús le transmitió.

En estos ejemplos además podemos ver la no generación de angustia por el pasado, así nos lo muestra Amma:

“Hasta ahora hemos vivido en un mundo de placeres mundanos, pero no hemos desperdiciado nuestra vida si sabemos utilizar el momento presente”.

Los ejemplos de Valmiki y María Magdalena nos muestran de que manera supieron aprovechar el momento presente. Se lo estaba pidiendo Dios, se dieron cuenta, y le hicieron caso.

Deberíamos de planificar nuestro futuro, un futuro de vida con fundamento, con fundamento verdadero.

¿Dónde estoy?  

¿Adónde voy?  

¿Cómo quiero hacer el recorrido?  

¿Cómo desea Dios que lo haga?

Como nos pide Amma la planificación de nuestro futuro:

“Amma no dice que no hay que planificar el futuro, hay que hacerlo, pero no planificarlo y quedarnos sin hacer nada”.

“Una vez elaborado el plan, no amarrarse al plan, no apegarse al plan, sino seguir paso a paso, ponerlo en práctica, y ver que circunstancias van ocurriendo”.

En estas dos frases Amma nos deja bien claro como elaborar el futuro a través del presente.

Nos hacemos el plan, planificamos nuestra vida, o los proyectos que tengamos dentro de nuestra vida.

Vamos siguiendo el plan sin estar muy apegados al mismo, tener una actitud de no querer conseguir resultados determinados parciales o totales a toda costa, pues si tenemos esta actitud no podremos ver que nos indican las circunstancias que van ocurriendo, que son precisamente la voz de Dios. Las circunstancias son lo que Dios nos está pidiendo.

Y Dios nos puede pedir que sigamos con nuestra planificación tal como la tenemos diseñada o nos puede pedir cambios, y estas circunstancias que nos piden cambios en el momento presente, pueden hacer variar el futuro, la manera que lo teníamos planeado.

Personalmente siento un profundo agradecimiento a Dios, por haberme permitido ver los cambios que me proponía a través de las circunstancias, circunstancias que hicieron variar totalmente la planificación de mi futuro, radicalmente diferente de como la tenía prevista.

Además, la gente que estamos con Amma tenemos el privilegio de poder ir y preguntarle directamente, sin más, para que nos ayude a saber que quiere Dios de nosotros.

Hace tiempo que no le hago preguntas personales a Amma, mejor dicho en el room dharsan, en donde he estado los últimos años, la pregunta fija que le hago es: ¿Cómo te puedo servir mejor, Madre?

Pero en el tour de Europa del año pasado, como había otras personas implicadas en la decisión que tenía que tomar, en Londres intenté pasarle una pregunta.

Como necesito intérprete del inglés le expliqué a Gautam la pregunta, que era en dos partes, para que en el momento que le viniera bien fuéramos a Amma para preguntarle.

Pero Gautam tenía mucho seva, pues le habían dado un seva extra aparte del habitual, y envió a otra persona para que me tradujera. Fui con esta persona y estuvimos allí esperando, pero la pregunta no pasó. Entonces me dije, bueno si Amma no considera conveniente que le pase la pregunta, pues está bien, en otro momento, o ya me creará las circunstancias para que me entere.

La noche del Devi Bhava, estaba en el stage en un rincón, de pie, embebido en el dharsan que estaba dando Amma, y no me daba cuenta cuando ya se estaba terminando el Devi Bhavo, vino alguien y me dijo: si quieres pasar dharsan ya van a empezar los bautizos, por lo que fui, me dejaron pasar, y mientras Amma me daba dharsan vi como Shubamrita swami hablaba con Amma, luego al terminar el dharsan noté que alguien me tiraba del brazo, era Gautam, quien me decía: ven que te voy a decir la respuesta de Amma a tu pregunta en dos partes.

Así ocurrió, Amma había respondido de esta manera.

-Con este tema decide esto.

-Con este otro, en su momento tendrás claro lo que tienes que hacer.

Por una parte respuesta clara, sin dudas, ni apelativos. Es por ahí.

Por otra, te lo diré a través de las circunstancias.

Nuestro mejor futuro lo conseguimos viviendo muy alerta en las circunstancias del presente, y tomando conciencia de las mismas, pues esto es lo mismo que escuchar la voz de Dios, la divina voz de Amma.

OM NAMAH SHIVAYA

 

En el presente que estamos ahora mismo, sólo añadir que todo el servicio y oración que estamos haciendo aquí en el ashram, es una manera efectiva de vivir el presente, un presente que aparte de estar colaborando con la ayuda al mundo en el proceso que estamos atravesando en el planeta, o precisamente por esto, está forjando un futuro que nos ayudará a armonizar más y más nuestras vidas con la Voluntad del Señor, con la Voluntad de Amma.

Debemos estar abiertos a todos los cambios que la vida nos proponga, pues las oraciones colectivas tienen mucho poder para favorecer al mundo, dice Amma, pero los cambios son individuales, del individuo.

No tener miedo de nada, no seguir a la mente, escuchar solamente al corazón y Dios nos llevará en volandas a vivir correctamente cada momento de nuestra vida.

Es un momento de abrazar el presente con lo que la vida nos proponga.

Abrazar con confianza, con alegría, aquello que nos llegue en cada momento, así es como estamos dejando las riendas de nuestra vida a la Madre Divina, y esta es tu responsabilidad, coge fuertemente las riendas de tu vida, no las dejes en manos de otros, y una vez las tengas plenamente en tus manos, entrégalas a Amma, para que Ella dirija tu vida y no tu mente.

Cuando llegamos aquí ya no hay ninguna preocupación por el futuro, el futuro se hace cargo de sí mismo.

Gracias a todos por estar ahí.

OM NAMAH SHIVAYA

 

 

Más en esta categoría: MENTE-DUALIDAD »

Tienes que aceptar nuestras cookies para poder disfrutar de la mejor experiencia posible en este sitio Web. We use cookies to improve our website and your experience when using it. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive Module Information